miércoles, 3 de noviembre de 2010

La Isla del Trocadero




Os pongo unos detalles que saqué el otro día en la Isla del Trocadero, la verdad es que es una pena que estas cosas se estén cayendo a cachos, y como los muros de contención de las salinas se están perdiendo colmatándose todo..., allí hay una historia metida muy valiosa y se está perdiendo, desde luego no me explico como esto puede suceder... Entre las cosas que pude ver os enseño aquí uno de los cuartos de la casa salinera, donde las vigas están tambaleando y las paredes desmoronándose..., luego una máquina como una especie de cinta trasportadora, que por lo visto la usaban para mover la sal y dirigirla hacia el embarcadero, y luego os pongo una tinaja de los aljibes que había, en este la tinaja se podía apreciar desde fuera porque el muro estaba caído... Bueno esto entre muchísimas cosas, entre ellas nos encontramos una bala de imagino cuando fue la guerra del trocadero cuando llegaron los Franceses, hay también allí un ancla enorme medioenterrado que también ronda por esta fecha, que el óxido se lo está comiendo y aún así conservado..., se observa perfectamente el Fuerte San Luis, bueno, las ruínas del fuerte, y un muro que lo reodeaba enorme... En fin, muchísimas cosas interesantes y que se están perdiendo..., desde luego en este país no sé que se entiende por protección, quizás sinónimo de olvidar...

4 comentarios:

ablanco dijo...

tienes razón Esmeralda,pero estas en Cádiz , capital del jolgorio y el carnaval, lo demás no debe de ser tan importante,solo tienes que ver como está la torre de la foto de Javi.bonitas fotos.saluditos.

espanor dijo...

una serie muy buena,aunke no konozko el lugar.

Joaquin dijo...

La verdad es que és una pena como está toda la isla del trocadero. Tengo entendido que se ha intentado por parte del ayuntamiento incluirla en toda esta movida del centenario de la Constitución, pero por lo visto las prioridades (políticas... claro) van por otro camino.
Saludos Esmeralda.
Pd. No cuentes commigo para buscar al "maromo" que te acompañe a la comida. Deja correr al destino que lo que haya de llegar... llegara.

Juan Carrero dijo...

Es lo que tiene perder las batallas, todo el mundo intenta olvidarlas ,pero al menos debian de restaurarlo en honor a los más de 30.000 muertos, tanto en la batalla como en las represalias después de la victoria.
A ver si un día organizamos algo y hacemos una visita.
Las fotos muy bien , desde que miras los histogramas mucho mejor.
besos